Un día como hoy

Hoy podría hablar del cambio que ha hecho el tiempo,  hasta está luciendo el sol, de mis últimas compritas de ropa primaveral, de los dos cumpleaños que celebraremos este fin de semana, de unas anécdotas muy graciosas que me han ocurrido, de la reunión con el tutor de mi hija, etc, etc…. Pero hoy no voy a hablar de nada de eso, hoy no me apetece.

Hoy sólo me vienen a la mente como hace ya 6 años, un jueves 17,  se me fué para nunca volver, una de las personas más importantes de mi vida. La persona que me enseñó a ser tierna, a ser fuerte, a levantarme aunque me caiga infinidad de veces, a quien me enseñó el respeto, la compresión, el cariño y a tantísimas cosas que me hicieron ser una buena persona. Y sobretodo me dió todo el amor y más que una madre puede dar.

No voy a llorar, quiero recordar a mi madre en sus mejores momentos,  en los momentos que juntas lo pasamos bien, y nos reímos Seguro que a ella le gustaría que yo la recordara así, aunque no hay día que pase que no me acuerde de ella.